miércoles, 29 de agosto de 2007

So Close

So Close

Nacionalidad Hong-Kong (China)
Año 2002
Director Corey Yuen
Interpretes Vicky Zhao, Karen Mok, Shu Qi, Song Seung-Heon

Por primera vez... (bueno quizás es una exageración) y sin que sirva de precedente una película cumple con las expectativas creadas. O casi porque una de ellas, la que hacia creer (con posters incluidos) que esto era una especie de versión oriental de los renacidos "Ángeles de Charlie" no se adecua a la realidad pero claro esto es por ideas preconcebidas equivocadas y no se puede considerar como un error. Todo lo demás esperado se recibe cual presente de Navidad. Y digo esto porque el film es un regalo para los sentidos. Y mas allá, "toca" elementos mas etéreos que los simplemente tangentes. Yuen no solo ha sabido dotar a la historia de la fuerza necesaria para atraer en masa a los aficionados de las artes marciales y los tiroteos sino que apoyado por un guión de Jeff Lau (otro prestigioso realizador con importantes obras a sus espaldas) incluir una trama rica en sentimientos que refuerzan las relaciones humanas entre las protagonistas así como dotar de una vertiente romántica ligera que sin enturbiar el espectáculo "rellena" huecos y la adecua a un publico femenino que elude ver a mujeres solo por la vertiente física de sus habilidades. Quizás alguno me dirá que sin embargo esto es lo único reprochable, que el drama buscado empaña la diversión pero nos podemos retraer a films antológicos en este genero como "A bullet in the head" o "A better tomorrow" para hacer recordar que el elemento dramático siempre ha sido un aspecto importante para crear grandes títulos... aunque y como decía al principio, sin que sirva de precedente, esté un tanto de acuerdo con ellos. Para mí, no se ajustan tales elementos irreales como las fantásticas acrobacias, futuristas gadgets e ilusorios tiroteos con el carácter humano y de crudeza con que se ha querido dar a su elemento mas sentimental. Esto sin desmerecer en absoluto si que afecta a la diversión antes referidos. Quiero pasármelo bomba y que no me corten el "rollo" sufriendo innecesariamente ¡¡¡¡¡ ¿Por qué siempre para hacer aparentar de mayor importancia a un film le tienen sacar la vena dramática?. En fin, manías aparte el conjunto funciona y detalles como el "juego" sexual entre los cuñados nipones o el de las propias Mok y Zhao hacen que gane todavía mas enteros. Estas mismas lucen sus mejores galas adecuándose al estereotipo de imagen formada para cada una de ellas. Shu Qi asume el carácter de liderazgo ganado a pulso no solo por su personaje sino por el propio escalafón que ocupa en el panorama cinematográfico, Karen Mok no se achica y se presenta mas resolutiva que la anterior en la escenas de acción cuerpo a cuerpo y Vicky Zhao siendo la menos popular por contra es la que mejor partido saca al personaje combinando las mejores facetas de sus compañeras, comedida y efectiva en los momentos dramáticos y enérgica y natural en los físicos. Por su parte, Yuen experimentado en este genero sabe adecuar las nuevas tecnologías, dígase efectos digitales, por contra de los antaños efectos "artesanos" en los que ha basado gran parte de su filmografía para sin darles un protagonismo que denoten sus defectos casi inexistentes si que acompañar y realzar la vertiente espectáculo. Aún así detalles como la rotura de cristales sufre de un cierto abuso que al final, a fuerza de repetición, deja patentes ciertas irregularidades a la vez que falta de imaginación aunque estas sean mínimas. Las coreografías en las peleas se deshacen de los estigmas que últimamente Yuen iba acumulando a través de sus últimos trabajos en Hollywood realizando toda una serie de nuevos movimientos y conjunciones en los que sin abusar del cable ofrecer toda una gama técnica de golpes. El enfrentamiento final en forma de duelo al mas puro estilo "swordplay" demuestra bien a las claras las inclinaciones de Yuen hacia este tipo de ejercicio. Grandioso y excepcional. La gran cantidad de pirotecnia usada ayuda a satisfacer a los que no sean tan amigos del "roce cariñoso" acusando un tanto la falta de velocidad e imaginación tan habitual en los trabajos de Woo a pesar de que los cadáveres y la sangre se acumulen por doquier. El entorno visual y musical se ajusta a los estándares occidentales, no en vano su productora Columbia ha invertido en el film con idea a un posterior estreno internacional, destacando el look "cool" tan modernista y "a la ultima" con que competir oponiéndose al "oscuranticismo" del genero como ya ocurrió en "Matrix" de los cuales Yuen fue uno de sus responsables. Resumiendo otro claro ejemplo que demuestra que el monopolio de las grandes historias de acción no lo tienen los norteamericanos acompasando para ello un presupuesto ajustado sin que desluzca en ningún momento. Acción en mayúsculas y sentimientos en minúsculas... ¿Qué mas se quiere?. Recomendada a los que hayan perdido la fe en un genero que reinó en los 80 en Hong Kong y a los que quieran pasar un buen rato rodeados de bellas mujeres.....jejejjejejeje....

Lynn (Shu Qi) y Sue (Vicky Zhao) son hermanas. Ambas, dotadas de una habilidad física y una inteligencia incomparable forman una pareja que ofrecen sus servicios para "eliminar" o "resolver" problemas, Lynn como brazo ejecutor y Sue, en la retaguardia bajo mandato de su hermana para su propia seguridad, al mando de la logística en base a un programa, invención de su padre asesinado, que controla todos los sistemas vía satélite y por el cual se introdujeron en este mundo. Esto provocará las lógicas discusiones entre ambas cuando la hermana menor, Sue, quiera entrar en acción. Pero en esta ocasión se embarcarán en una problemática aventura. Se les encargará eliminar al dirigente de poderosa entidad contrario a una operación financiera auspiciada por su propio hermano. Éste "trabajo" responsable del mismo individuo provocará un aluvión de problemas para las protagonistas. Por una parte, la policía encabezada por una inspectora (Karen Mok) trasladada del departamento de homicidios al del forense por su carácter irascible y por otra, los propios causantes del embrollo intentando borrar sus huellas. Los problemas irán ascendiendo en importancia hasta que por diferentes motivos que me callo, las fuerzas de la ley personificadas en Mok y nuestras chicas unan sus fuerzas.


2 comentarios:

Orson Díaz dijo...

Hoy se cumple un año de la muerte de Jaime Osorio, cineasta colombiano. Era el papá de mi novia, y en el mes de marzo, con motivo de la realización del Festival de Cine de Cartagena de Indias, con ella (Talía Osorio) realizamos un homenaje en forma de documental que a partir de hoy está disponible para su visionado en este link:

http://orsondiaz.blogspot.com/2007/09/1-ao.html

Dura 18 minutos. Si tienen ganas véanlo, porque sería el mejor recuerdo para él.

Gracias

Emilio Orson Díaz

Koala dijo...

recién tuve la oprotunidad de ver esta película y me encantó. Lo que ahora estoy bucando es el soundtarck , si sabes alguna página donde pueda encontrarlo , espera me informes ,gracias!!
saludos!!